Con mucho mas que mística y magia, la isla Musha Cay seduce a los famosos que llegan tentados por las fuentes de la eterna juventud que promueve el dueño de la famosa isla Musha Cay, nada más y nada menos que el famoso David Copperfield, el ex novio de Claudia Schiffer, quien lo diría.

musha-cay-bahamas-private-island.jpg

En la isla hay varias playas que ofrecen aguas denominadas “fuente de juventud” según el dice el mago Copperfield; esas son las aguas de la juventud a la que sólo pueden acceder los que tengan mucho dinero por cierto, ya que permanecer un solo día como mínimo tiene un valor de USD 30.000.

Musha Cay
es mucho mas que playa y aguas turquesas, es también un lugar perfecto para realizar reuniones de negocios, comer exquisitos platos de pescados recién sacados del mar, practicar deportes acuáticos como el esquí, esnorquel o el buceo, también navegar, pescar o andar en velero.

Estando en tierra, existe la posibilidad de recorrer las islas vecinas, tomar una refrescante bebida tropical, pasearse por el borde del mar respirando el aire marino, ir al gimnasio o centro de deportes del resort que se encuentra frente a la playa o simplemente no hacer nada.

Al parecer, pensar en tanta actividad cansa y agota la mente y como consecuencia el cuerpo, es mejor no pensar y sentir como corre el refrescante y cálido viento a través del rostro mientras se camina en la mágica isla del mago Copperfield. Si el la eligió, es por algo, ¿no creen?.

Foto: caribbeannbeaches